Go to Top

Domingo Moratalla, A., y Domingo Moratalla, T. (2013). Para leer a Paul Ricoeur. Valencia: Hermes

Domingo Moratalla, A., y Domingo Moratalla, T. (2013). Para leer a Paul Ricoeur. Valencia: Hermes

 

FICHA TÉCNICA

  • Título: Para leer a Paul Ricoeur
  • Autores: Agustín Domingo Moratalla y Tomás Domingo Moratalla
  • Editorial: Hermes
  • Edición: 2013
  • Ciudad: Valencia
  • Páginas: 181

Comentario

Presentamos hoy el segundo ejemplar de la colección que los hermanos Domingo Moratalla dedican al filósofo francés Paul Ricoeur (el primPortada de Para leer a Paul Ricoeurero de los cuales ya fue reseñado en este mismo blog) con ocasión del centenario de su nacimiento. Si el primer libro se centraba en una exposición de su pequeña ética, el objetivo del presente es ofrecer una panorámica general de su pensamiento articulado mediante una serie de ‘textos fundamentales’ del autor francés. Sin ánimo de ofrecer una selección exhaustiva pero sin menoscabo de su rigor, se ha escogido cuidadosamente un conjunto de textos literales desde los cuales se nos facilita un acceso a su reflexión sobre distintas cuestiones, que son las que en definitiva han guiado su trayectoria intelectual.

Al comienzo del ejemplar nos encontramos con una breve biografía, en la que se dibuja con claridad la personalidad de Ricoeur y se traza un mapa de su evolución intelectual. Se aprecia enseguida su carácter integrador no sólo por la consideración de los conocimientos de otras disciplinas, sino por el diálogo que mantiene desde su reflexión estrictamente filosófica. Como dicen los autores, «en la dispersión ha buscado siempre la unidad, en la pluralidad radicalidad», y de ahí que «su obra sea una profundización esperanzada en la inteligibilidad de la existencia, en la nebulosa razonabilidad del mundo que nos rodea». No es la reflexión de Ricoeur una reflexión abstracta sino ‘encarnada’, enraizada en un aquí y un ahora que constituyen el marco en el cual ofrecer su testimonio, y que va a determinar de alguna manera su propia evolución filosófica.

Dicha evolución puede identificarse según tres momentos: un momento eidético, un segundo momento empírico y un tercer momento poético. En el primero su interés gira alrededor de la fenomenología y de la filosofía de la existencia, para pensar sobre el problema de la voluntad. De esta inquietud más inicial surge una preocupación por la contextualización humana, ya que «el sujeto es siempre un sujeto mediado por un mundo construido interpretativamente, interpretación que tiene una dimensión socio-histórica y otra expresivo-comunicativa»; se da el paso así de una ‘fenomenología de la voluntad’ a una ‘hermenéutica’ en la que «la complejidad del deseo se completa con la polisemia de la narración, la explicación con la comprensión, la sospecha con la reminiscencia». La tensión suscitada por la cuestión hermenéutica propicia el salto a lo poético como modo de encuentro entre lo encarnado y lo ideal, entre lo histórico y lo verdadero, entre el deseo y la voluntad,… ámbito en el que la metáfora cobra una relevancia singular. Ya en su etapa más madura y a la luz de todo su bagaje intelectual, realizó no pocas aportaciones a otros ámbitos más prácticos —podríamos decir— como el de la justicia, la filosofía política o la bioética. La cuestión ética aparece de modo omnipresente en su obra, aunque tratada como se puede suponer desde los diferentes contextos o asuntos en que centra su atención.

Los textos que nos ofrecen los autores manifiestan claramente su evolución intelectual. Siempre a la luz de su ética —como digo— podemos acercarnos al pensamiento de Ricoeur en ámbitos como el de la responsabilidad moral y el ejercicio de la razón práctica, el de la hermenéutica y el reconocimiento mutuo, ética aplicada y filosofía social, relación entre ética, política y religión, o la conciencia histórica desde la ética narrativa.

Dado el carácter propio del libro, a mi modo de ver es difícil realizar una lectura continuada del mismo: Ricoeur es un autor profundo e intenso, y los textos elegidos son densos y de gran calado. Quizá por ello sería preferible leerlo a pequeños sorbos como el buen vino, sin prisa, saboreando sus páginas y dialogando con un autor que desde su estilo abierto y cercano no lo dificulta, todo lo contrario: su modo de escribir invita a la conversación serena y reposada, invitación difícilmente rechazable tras leer esta selecta muestra de textos.

The following two tabs change content below.
Alfredo Esteve
Doctor en Filosofía (Universidad de Valencia, tesis sobre la influencia de la afectividad en el comportamiento humano a la luz del pensamiento ético y estético de Xavier Zubiri) y Máster en Ética y Democracia (Departamento de Filosofía Moral y Política de la Facultad de Filosofía y Ciencias de la Educación de la UV). Profesor del Grado en Filosofía Online de la UCV San Vicente Mártir.
, , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *